El Colegio Chileno Árabe pertenece a la Corporación Cultural y Educacional Chileno Árabe cuyo directorio lo preside el señor Emilio Gidi Samur; Secretario – Tesorero es el señor Mario Vega Marisio y directores, los señores Antonio Hananía y Fernando Lama y las señoras Miriam Nazar, Doris Abedrapo y Ana María Abudoj.

En la actualidad, el Colegio Chileno Árabe cuenta con una matrícula de 276 alumnos, distribuidos de Pre-kinder a Cuarto año de Enseñanza Media, en 14 cursos. Imparte un currículum Bilingüe Inglés hasta quinto año básico, para continuar continuar con Inglés intensivo hasta cuarto año medio.

Su planta se aproxima ya  alos 50 funcionarios divididos entre el cuerpo docente, administrativos y asistentes de la educación. Su primera directora fue la señora Rina Zurita, su segundo director don Wladimir Ramírez, su tercer director don Oscar Torres Carrasco, su cuarta directora señora Luz Ortiz Saldías, luego el señor Julio Gómez Santos.
Entre los años 1993 a 1998 se realizaron cuatro encuentros de Colegios Árabes de Chile, en los cuales el colegio ha liderado la organización de todos ellos. Los años 1997 y 1998 el colegio organiza el primer Diplomado en Cultura Árabe en la región, al alero de la Universidad de Chile. El año 2004, la Fundación Belén 2000 premia al Colegio Chileno Árabe por su destacada labor en pro de la difusión de la cultura árabe y de la educación. El año 2013 nuestro establecimiento recibió a comisiones de los otros dos colegios árabes de Chile, en una iniciativa generada directamente desde nuestra comunidad escolar.

En el presente año, nuestro propósito es propender a la activa participación de todos los actores de la comunidad escolar con el objeto de mejorar la calidad de la educación y permitir los mejores logros de aprendizaje en los distintos niveles de nuestro establecimiento educacional, haciendo posible el desarrollo de cada uno de nuestros alumnos de acuerdo a sus habilidades y competencias.

Al mismo tiempo, buscamos desarrollar en nuestros alumnos la formación integral de los valores fundamentales de convivencia que están incluidos en nuestro proyecto educativo, como son el respeto, la responsabilidad, el emprendimiento y la solidaridad.